martes, 29 de septiembre de 2009

ASÍ LO PIENSO Y ASÍ LO DIGO

En un día como hoy, me viene a la cabeza el siguiente pensamiento, que no puedo dejar de expresar: una gran obra no convierte, por sí sola, en un gran hombre a su autor. Ni siquiera después de morir.

1 comentario:

  1. De Valle-Inclán, algunos decían que era un eximio escritor, pero un ciudadano deleznable.
    Anónimo 2

    ResponderEliminar